Nuevamente las dos colegas rieron y bromearon un rato… resultaba refrescante verlas en un estado de ánimo tan entusiasta, sobre todo en medio de una situación que apenas unos meses antes había puesto a la empresa contra las cuerdas…